lunes, 26 de octubre de 2015

Constelaciones familiares, una puerta abierta a sanar

La vida está llena de sorpresas,

Estamos unidos por hilos invisibles y a veces, lo que parece imposible se convierte en posible. Podemos vivir situaciones únicas, conocer a personas estupendas, se dan circunstancias especiales que hacen que lo que vivimos sea fácil y fluido. E inclusive, todo ello, sin tener que hacer aparentemente nada. Tan sólo, estar conectado con la esencia, con quiénes somos y con el Universo, con la Totalidad, con Dios.

En esta ocasión voy a hablar de sorpresas estupendas. Hace una semana de manera inesperada, recibí una invitación a participar en una constelación familiar. Había oído hablar mucho de ellas pero había estado en ninguna.

Pensé y sobre todo, sentí que era el momento de participar y vivir en primera persona esta experiencia. Esta invitación me permitió conocer a unas personas estupendas, a pesar de las situaciones personales dolorosas de cada uno, y con ganas de trabajarse. Se formó un grupo que movía una energía amorosa muy bonita y con ganas de aprender.

¿Qué es una constelación familiar? ¿Para qué sirve? Las constelaciones son una herramienta o técnica que permite hacer conscientes las emociones que nos bloquean para así poder solucionar situaciones o problemas personales que tenemos, ya sea a nivel familiar, laboral, sentimental, de salud, etc.

El trabajo se realiza en grupo, sin tener conocimiento sobre la vida y circunstancias de los demás participantes. Se trabaja a una persona en cada momento, el constelado, que observa lo que sucede cuando actúan los demás participantes, quienes representan papeles, vivencias o situaciones que están relacionadas con ella.

De esta manera, todo es visual, podemos observar cómo es nuestra vida o lo que sucede en ella, desde cierta distancia y objetividad. Descubriendo o confirmando algo que conocíamos o desconocíamos. Se consigue hacer consciente lo que está oculto, lo que no vemos, Lo que permite que podamos actuar sobre ello y hacer los cambios, integrar o vivir lo que cada uno decida con la información recibida.

Imaginemos que una persona quiere que salga adelante un proyecto determinado en cualquier aspecto de su vida. El constelador, elige entre el grupo a las personas adecuadas que trabajar. Durante el proceso, cada integrante experimentará emociones, se pueden ver bloqueos, dónde están las dificultades o con qué herramientas cuenta para que su todo se lleve a cabo de manera beneficiosa.

Nos pusimos en manos de Mercè, la consteladora, que con mucho cariño nos guió y ayudó a ver, a sentir, a entender y comprender todo lo que vivimos. Pudimos vivir bloqueos, miedos, traumas, situaciones de abandono, y también experimentamos paz, amor, ternura, liberación, perdón. 

Por lo que viví, vi en el grupo y en mi misma, las constelaciones pueden ayudar a sanar emociones, permitiéndonos superar lo que nos lastra y ancla, a aceptar las situaciones y patrones de conducta o emocionales que hemos heredado a nivel familiar y hemos hecho nuestras, hace que podamos ponernos en la piel de otras personas y entender así su comportamiento. Imagino que habrá situaciones que requieran más tiempo que otras para ser superadas.

Posiblemente muchos de vosotros ya habéis estado en una constelación. ¿Cómo ha sido vuestra experiencia? Si queréis compartidla, adelante.


La imagen está tomada de internet y desconozco quién es su autor.

28 comentarios:

Ilesin dijo...

Me ha gustado mucho tu reportaje, no he participado en ninguna aunque si he oído hablar de ello y se de su efectividad.
Besos

Alfa Fon-Amor dijo...

Gracias por compartir,abrazos.

Mari Carmen dijo...

Hola, Maria Eugenia:

Me alegro de volver a leerte; es verdad que salen a la luz dinámicas ocultas, para mí fué una experiencia positiva, para romper mi bloqueo, y a la vez, me dí cuenta de que juzgar lo que sentía al constelarme me hacía mucho daño. La experiencia de las constelaciones familiares me sirvió para tomar consciencia de mí, de mis miedos; todo lo que percibo, es mi subconsciente, puedo utilizarlo para sanarme.

Un abrazo

Mari Carmen

Maria Eugenia - Vida y Muerte dijo...

Hola Ilesin,

Gracias. Si, si que son efectivas. Sólo había que fijarse en las caras antes de la constelación y después de ella, se veía el cambio.

Besotes.

Maria Eugenia - Vida y Muerte dijo...

Hola Fiaris,

De nada.

Te mando un abrazo.

Besotes.

Maria Eugenia - Vida y Muerte dijo...

Hola Mari Carmen,

Si, estoy de acuerdo contigo, sirve para hacer consciente lo que a veces no podemos o no queremos ver. Es una herramienta que ayuda a conocerse mejor y a desbloquear o potenciar lo bueno que hay en nosotros.

Gracias por compartir tu experiencia.

Besotes.

ion-laos dijo...

No tenía ni idea, a ver si me viene una oportunidad para hacerla y solucionar un conflicto laborar entre compañeras, que me tienen la cabeza como una olla.

Muchos besotes!

Maria Eugenia - Vida y Muerte dijo...

Hola Ion,

Eso si que es complicado. Por lo que contaron, me imagino que si podrá desbloquear o ayudar a encontrar dónde está el problema y así poder solucionarlo. Por si acaso, pregunta antes de hacerla.

Ya me contarás a ver qué ha pasado.

Besotes.

P.D. Ya sabes que puedes mandar energía al problema para que se solucione ;).

Carmen Rosa dijo...

Hola María Eugenia, que bien que hayas pasado por esa experiencia y lo bien que lo defines. Yo he participado en una sesión y me quedé sorprendida de las cosas que llegué a descubrir acerca de una hermanita fallecida a la edad de 4 años y como influía sobre mi. Me gustaría participar otra vez en algún momento.
Un beso y feliz semana.

Maria Eugenia - Vida y Muerte dijo...

Hola Carmen Rosa,

Si, es se descubre información muy interesante. Tuviste que vivir una experiencia muy enriquecedora. Me alegro mucho por ti.

Besotes.

Merce dijo...

Hola a todos. Soy Merce, y quiero agradecer en primer lugar a Mª Eugenia lo publicado en el blog, lo explica genial, con dulzura y firmeza, tal como ella es.
Yo también tuve el regalo de conocerla a ella y a un grupo de personas maravillosas y sensibles que lo hicieron posible.
Espero que el universo se ponga a trabajar para que podamos volver a reunirnos y compartir la sabiduría del alma y esta aventura humana que es constelar.
Añado un comentario corto para Ion, pero que puede resultar útil para otros.
En constelaciones, habitualmente, existen correspondencias. En el caso de los compañeros de trabajo => relación entre hermanos => la relación de los padres entre ellos.
Observa como te sientes o te hacen sentir en estos tres niveles equivalentes.
Soló es un ejercicio hasta que puedas constelar.
Besos y saludos desde Teruel.

PD: Hola Mª Eugénia. Que pasada , como entendiste todo y eso que era la primera vez.
tengo muchas ganas de saber como estas y de darte un abrazo. No soy muy de escribir, pero si quieres hablamos un ratito. mi mov es 666669888. Más besos y muchas grácias

Maria Eugenia - Vida y Muerte dijo...

Hola Mercé,

Qué alegría verte.

Lo pasamos genial y disfruté mucho. Me encantó aprender a tu lado y vivir todo ello con el grupo que era estupendo.

Bueno, no creo que tenga mérito. Lo explicaste muy bien y sólo he contado lo que vivimos.

El 8 no podré estar con vosotros. Tengo trabajo ese fin de semana. Seguro que habrá más ocasiones de estar juntos de nuevo.

Besotes.

José Ramón dijo...

Siempre es un placer leer sus recomendaciones llena de conocimiento Feliz semana Saludos

ion-laos dijo...

Gracias Merce, gracias María Eugenía por avisarme. Ya se me va haciendo la luz.

Besos a las dos.

Maria Eugenia - Vida y Muerte dijo...

Hola José Ramón,

Muchas gracias por tus palabras. Me alegro de volver a leerte.

Besotes.

Maria Eugenia - Vida y Muerte dijo...

Hola Ion,

De nada, guapa.

Qué bien, por lo que veo si ves relación con lo que te dicho Mercè y tu problema. Aquí aprendemos todos, yo la primera :D.

Besotes.

Rayén dijo...

Hola M. Eugenia:
Me parece una forma muy interesante de conocerse mejor y de apoyarse mutuamente para ir evolucionando en conjunto. Sabemos que hay procesos mucho más profundos e inconscientes de los que nada sabemos y que muchas veces nos condicionan y limitan, entonces aparecen emociones y dificultades que nos cuesta superar, pero ahí están esas personas especiales, que como ángeles están dispuestas a ayudarte para que puedas avanzar; así sentimos que todo fluye y todos crecemos. Que hermoso debe ser una experiencia así!!, me gustó tu post!!, interesante!

Gracias por darnos estas pinceladas sobre autoayuda y crecimiento personal, eres un sol.
Abrazos mil.

Maria Eugenia - Vida y Muerte dijo...

Hola Rayén,

Qué bonito lo que has dicho. Me uno a ti.

Todos somos soles, todos somos luz. Mil gracias por tus palabras.

Besotes.

http://azulgenia.blogspot.mx/ dijo...

Hace tiempo me comentaron sobre las constelaciones familiares sugiriendome acudir para liberar mi tristeza, no tuve la oportunidad de hacerlo.

Me encanta todo lo que nos compartes en tus textos pues son de mucha ayuda.

Un gustazo poder saludarte nuevamente.

Besos con mi abrazo.

Maria Eugenia - Vida y Muerte dijo...

Hola Eugenia,

Las constelaciones son una opción, una herramienta más que tenemos para sanar. Por suerte no es la única. Si tienes la oportunidad de ir a una, te animaría a que lo hicieras, por todo lo que se mueve y se aprende al observar. Pero, cada uno, ha de hacer lo que siente :D.

Besotes.

P.D. No creas que me he olvidado de escribir sobre tu libro. Intentaré que sea la siguiente entrada.

http://azulgenia.blogspot.mx/ dijo...

Por favor no te preocupes por lo del libro yo me siento feliz con saber que lo tienes junto a ti :D.

Besos con mi abrazo.

Maria Eugenia - Vida y Muerte dijo...

Hola Eugenia,

Muchas gracias, eres un cielo, pero la escribiré. Me apetece hacerlo y además quiero contar la historia que he tenido con Erika y el libro. :D.

Espero poder escribirla muy pronto.

Besotes.

RECOMENZAR dijo...

Me encanta lo que decis
trato de creer ne el mas alla de nosotros
me a dado gran placer leerte

PEPE LASALA dijo...

Me ha parecido impresionante Mª Eugenia, pues no conocía el asunto. Imagino las emociones desprendidas en esos momentos, tiene que ser muy bonito porque entiendo que además de ser ayudado, también ayudas a su vez. He entrado en el perfil de Merce y he visto su blog, donde hay un artículo al respecto. Muchísimas gracias a las dos por lo que aquí ofrecéis. Un beso grande y buen finde.
P.D.: Me ha encantado leer al principio de tu entrada tres palabras relacionadas: Universo, Totalidad, Dios.

Maria Eugenia - Vida y Muerte dijo...

Hola Recomenzar,

En el caso de las constelaciones, muchas veces, cuesta reconocer o ver cuál es y dónde está el origen o los bloqueos de los problemas o situaciones que tenemos. Las constelaciones permiten que veamos y lo hagamos consciente.

Besotes.

Maria Eugenia - Vida y Muerte dijo...

Hola Pepe,

Exacto, es tal y como dices, ayudas y eres ayudado. Puede que estés viviendo los bloqueos de otra persona y a la vez, los tuyos. O al revés, ver la solución a un problema y la misma se ajusta como un guante a tu vida.

Me pareció interesante.

Besotes.

P.D. Vaya, y yo qué pensaba que siempre hablo de Dios cuando hablo del Universo, de la Totalidad, de la Unidad, del Amor y la Luz.... Escribo para todo el mundo, y cada uno tiene sus creencias donde al final, da igual las palabras que usemos para definir lo mismo. Volvemos a una de mis frases favoritas. todos los caminos conducen a Roma ;).

RECOMENZAR dijo...

Que maravilla de blog tienes
Gracias por dejarnos con buenas vibraciones

Maria Eugenia - Vida y Muerte dijo...

Hola Recomenzar,

Muchas gracias por tus palabras. Me alegro que te guste el blog.

Besotes.